Buscar
  • Dr. Bonilla Arcaute

LIFTING DE MUSLOS


El Lifting de muslos es un procedimiento quirúrgico que se realiza con el fin de mejorar la forma y firmeza de las piernas. Elevando el tejido de muslos y glúteos y mejorando notablemente el contorno corporal.

PRINCIPALES MOTIVOS POR LOS QUE LOS PACIENTES SOLICITAN ESTA CIRUGÍA:

- Personas que consideran que la piel de sus muslos está descolgada

- Personas que quieren reducir el volumen de sus piernas y muslos tras una pérdida importante de peso

El Lifting de muslos está indicado para mujeres y hombres mayores de 40 años, aunque también hay jóvenes que por genética, tienen una flacidez importante en la cara interna de los muslos.

Asimismo, esta operación se dirige a personas que no gozan de una buena calidad de la piel o que tienen una predisposición genética. En ocasiones, se combina este procedimiento con una Lipoescultura para eliminar el exceso de grasa acumulada.

¿EN QUÉ CONSISTE ESTE PROCEDIMIENTO?

La incisión puede ser solo en la cara interna del muslo, en el pliegue inguinal o llevarla hasta el pliegue del glúteo.

La operación dura de dos a tres horas y requiere de anestesia general. Las incisiones serán proporcionales a la cantidad de piel sobrante para minimizar la cicatriz en la medida de lo posible. En la mayoría de los casos, se realiza una liposucción previa para facilitar la tracción de la piel y eliminar sobrante.

Finalmente, se suturan las incisiones realizadas, después se vendan las piernas y se deja un drenaje durante dos o tres días para conseguir una correcta cicatrización.

EL POSTOPERATORIO

Tras la intervención, se recomienda reposo en cama sin someter a tensión las suturas. En los siguientes días se retirarán los vendajes y drenajes y la hinchazón en la piel disminuirá en tres semanas. Las molestias y dolores serán tratados con el tratamiento que el médico indique. Las cicatrices, se quedarán endurecidas y rosas durante seis semanas. Luego, se irán desvaneciendo hasta hacerse muy poco evidentes.


65 vistas